Diócesis de Astorga

Noticias

LOS EVANGELIOS SINÓPTICOS, RELATOS TEOLÓGICOS QUE ALIMENTAN LA FE

27 - febrero - 2019

FORMACIÓN PERMANENTE - Curso 2018-2019

LOS EVANGELIOS SINÓPTICOS: RELATOS TEOLÓGICOS QUE ALIMENTAN LA FE

  Cerca de un centenar de sacerdotes, religiosos y laicos se congregaron el miércoles 27 de febrero en el Teatro Diocesano de Astorga para asistir a la cuarta sesión de la Formación Permanente que este año se centra en el estudio de la Biblia.

  El acercamiento al estudio del Nuevo Testamento, lo inauguró el reconocido especialista en Sagrada Escritura D. Rafael Aguirre Monasterio, profesor emérito de la Facultad de Teología de Deusto en Bilbao, quien se encargó de guiar a los presentes en un didáctico recorrido por los distintos aspectos relativos a los evangelios sinópticos: Marcos, Mateo y Lucas.

 D. Rafael señaló al comienzo de su intervención el objetivo de sus enseñanzas, el cual lo presentó orientado claramente a poner en el centro la figura humana y divina de Jesús y, desde Él, subrayar las diversas tradiciones orales y escritas con las que las primeras comunidades cristianas vivieron y transmitieron las palabras y las obras del Señor, las cuales han sido referencia para la vida cristiana de la Iglesia de todos los tiempos.

  Para conseguir tal propósito propuso los tres pasos necesarios que ayudan para un provechoso acercamiento general a estos primeros libros del Nuevo Testamento: formación, naturaleza y características.

1. FORMACIÓN DE LOS EVANGELIOS SINÓPTICOS

  El aspecto fundamental que nunca debe olvidarse al hablar de la composición de los sinópticos es la relación entre Jesús y su comunidad pre-pascual y pascual, la cual tiene una experiencia que le lleva a conservar fielmente desde el principio tradiciones de diversos tipos que preservan y cultivan la memoria de Jesús. Por eso manejan fuentes orales y escritas que los textos evangélicos recogen, estabilizan, organizan y difunden en sus relatos.

  En cuanto a su formación hasta llegar a su configuración actual, la teoría más aceptada y seguida entre los expertos es la denominada de las dos fuentes, que relaciona literariamente los relatos entre ellos y le confieren su carácter sinóptico, es decir, la posibilidad de confrontar su texto y su contenido, y poder compararlos entre sí. Dicha teoría la podemos resumir así:

      • El texto de Marcos es la fuente original del que toman una gran cantidad de información los otros dos sinópticos: Mateo y Lucas.

      • Una segunda referencia que explica novedades textuales que no presenta Marcos sería la denominada Fuente Q, una colección de palabras de Jesús que tienen Mateo y Lucas.

  Además, estos dos evangelios tienen perícopas y materiales propios; el ejemplo más característico en este sentido es el evangelio de la infancia que sólo tiene Lucas.

2. NATURALEZA DE LOS EVANGELIOS SINÓPTICOS

 Todos los sinópticos se construyen como textos narrativos, caracterizados a modo de relato teológico que tiene un hilo narrativo con un planteamiento, un desarrollo y desenlace que, desplegando diversas sugerencias y matices, pretende llevar al lector a un punto de llegada y a una consecuencia teológica, la cual no es otra que descubrir al Dios que se revela en la vida, muerte y resurrección de Jesús, lo cual alimenta la fe de la comunidad cristiana.

3. CARACTERÍSTICAS DE LOS EVANGELIOS SINÓPTICOS

 Tres características principales presentan los relatos teológicos evangélicos:

   - Relacionan la vida y mensaje de Jesús con el Antiguo Testamento para comprenderlo en su contexto histórico-religioso.

   - Manifiestan la voluntad de evocar ante todo la figura y la vida de Jesús de Nazaret, el cual es reconocido como el Señor Resucitado que sigue hablando a los suyos presente entre ellos.

   - Son textos basados en datos históricos, aunque no pretenden ser informes históricos exhaustivos y detallados.

 El género de los evangelios sinópticos no es el de la biografía entendidas en sentido moderno sino una biografía tal y como se entendía en la antigüedad que se centraba más en la persona y el mensaje que en los datos, en este caso poniendo de relieve el sentido de presente de la vida y las enseñanzas de Jesús.

 Es interesante destacar la procedencia de estos relatos evangélicos que surge de comunidades marginales, configuradas como grupos cristianos fuera de la sociedad establecida de su época que aportaban un mensaje y un modo de vivir nuevo. Estas comunidades, a su vez, eran muy diferentes entre ellas, pues se dirigían a de destinatarios diversos, unos pertenecientes al pueblo judío y otros provenientes del mundo de la gentilidad.

 La finalidad de los Evangelios es dirigirse a comunidades creyentes que provocan la experiencia de aceptar el Reino de Dios, lo cual supone entrar en una nueva forma de vivir. Es un renacer descubriendo algo totalmente nuevo: la posibilidad de descubrir a un Dios que se hace hombre y a través de su Misterio Pascual (muerte y Resurrección) transforma el mundo y ofrece eternidad.

 Hoy podemos hacer diferentes lecturas, en función de los propósitos, contextos o finalidades con que nos acerquemos a ellos:

    ▪ Lectura continua de los evangelios, especialmente en la celebración litúrgica, pues es la más adecuada y fructífera para la comprensión de los creyentes.

    ▪ Lectura secular, leídos sin una preocupación teológica, sino con una intención más técnica de tipo literario, filológico, histórico o crítico.

    ▪ Lectura teológica y creyente, que supone leer los Evangelios con la misma intención con que fueron escritos: con fe y desde la fe.

 Como última consideración es importante tener en cuenta para una comprensión del texto en la realidad actual que los evangelios son textos lejanos, procedentes de una cultura y un mundo muy diferentes a los nuestros, con valores y tradiciones culturales que hoy nos pasan desapercibidos (por ejemplo, el tema de la virginidad o la esterilidad de la mujer, las expectativas de vida en relación a la edad de las personas, etc.)

 La segunda parte de la sesión formativa se centró en una presentación general de las características propias de cada uno de los tres Evangelios Sinópticos: (Marcos, Mateo y Lucas.) En ella se abordaron los aspectos más distintivos de los mismos: partes, destinatarios propios, teología, etc.

 D. Rafael Aguirre concluyó su intervención ofreciendo a los participantes algunas reseñas bibliográficas con diversos libros y comentarios de referencia para profundizar en el estudio de los evangelios sinópticos, centro junto al Evangelio de San Juan de toda la Sagrada Escritura.

José Luis Castro – Vicario General

Imagenes

DESTACADOS

DÍA 7 -  LA IGLESIA HOY

DÍA 7 - LA IGLESIA HOY

Semanario Diocesano. Publicación semanal de la Diócesis de Astorga.

MÁS INFO
Plan Pastoral 2017-2021

Plan Pastoral 2017-2021

El nuevo Plan Diocesano de Pastoral 2017-20121 plantea como retos importantes a la acción evangelizadora de la Iglesia que peregrina en Astorga, en primer…

MÁS INFO
Reportero Diocesano

Reportero Diocesano

Reportero Diocesano

MÁS INFO