Diócesis de Astorga

Noticias

Envío de los integrantes del Proyecto Raquel en la diócesis

25 - marzo - 2019

 El equipo del Proyecto Raquel, preparado para acoger a todas las personas que sufren como consecuencia de un aborto provocado y desean restaurar su herida

 El envío de los integrantes se produjo el 25 de marzo en la Casa de la Misericordia de Astorga a cargo del obispo, don Juan Antonio Menéndez

  El lunes 25 de marzo, solemnidad de la Anunciación del Señor, el obispo de Astorga, don Juan Antonio Menéndez, junto con el vicario de Evangelización, don Carlos Fernández, y el director del COF (Centro de orientación familiar), don Víctor Murias, procedió al envío de los miembros del Proyecto Raquel.

  El acto coincidió además con la celebración de la Jornada por la Vida y tuvo lugar en el Santuario de Nuestra Señora de Fátima-Casa de la Misericordia de Astorga.

  El Proyecto Raquel comienza su andadura efectiva de este modo en nuestra Diócesis. Hasta ahora se ha estado preparando y formando para acoger todas las personas que deseen sanar las heridas de un aborto provocado. Sin juzgar a nadie, el Proyecto pretende ayudar a estas personas a que conozcan la misericordia de Dios.

  “Los colaboradores en este proyecto agradecemos la presencia del obispo, que confía en nosotros para esta misión arriesgada y cargada de responsabilidad”, señalaron los miembros del equipo en el acto de envío. “Reconocemos la dignidad de cada persona, amada de modo infinito e incondicional por Dios, cuidando especialmente a los que poseen una vida más vulnerable, débil o marginada”, destacaron.

  Cualquier mujer que haya sufrido un aborto, reciente o en el pasado, y desee acudir a este Proyecto, puede hacerlo sin compromiso ni coste. Esta posibilidad está abierta igualmente para las personas cercanas o que han tenido relación con este hecho, como pueden ser el padre, los abuelos, hermanos, etc. Puede informarse con total confidencialidad en el número de teléfono 686547016. Todas las personas serán bienvenidas y acogidas con cariño, profesionalidad y respeto.

Delegación de Familia y Vida

Imagenes